martes, 24 de marzo de 2009


Hoy vengo de leer a una blogera muy maja ella, y me ha hecho recordar algunas cosillas de mi infancia.

En tantos años tengo historias para aburrír, pero bueno no es lo que pretendo, así que intentaré no ser cansina.

Soy la 4ª de 4 hermanos hasta que a los 11 años llegó mi unica hermana, guassss, eso fué lo máximo, pues era lo que quería, una hermana.
Entonces como os habreis dado cuenta soy la 4ª de 5 hermanos, tres varones por delante de mí.
La verdad no me puedo quejar, era la niña segun ellos mimada, pero que vá ya se encargaban ellos de hacerme faenas para quitarme la tontería.
Recuerdo una noche que tenia mucha fiebre, y me acosté en la cama de mis padres.

De repente empecé a notar como el colchon se movia totalmente, y con lo miedosa que era pues imaginaros los gritos que empecé a dar. Jajajaja, de pronto llega mi madre a la puerta de la habitación, y en ese momento salían de debajo de la cama mis dos hermanos menores, descojonandose de la risa.
Aunque pronto se les cortó, del guantazo que les sopló mi querida mamá, ajjajajaa.

De esos dos hermanos, uno de ellos era siempre el inventor de faenas, y el otro era su cómplice.
Un año en Reyes, me regalaron una batidora, pero que batia y todo era genial, pues esa misma tarde mi hermano que tenía complejo mecánico, se puso a desmontarla, y por la noche yo buscando mi querida batidora y me la encontré allí en un rinconcito de la terraza, toda destripada, que pena me dió, parecía que se me hubiera muerto alguien de mi familia, que berridos pegaba yo.

No habia que preguntar quien habia sido, directamente mis padres fueron a mi hermano, y el muy cabroncete decia que él no sabia nada, jeje,
Al final cantó, porque al pequeño el pobre como siempre era cómplice de todo, al final le caía alguna. Resultó ser que su afan por ver las tripas a todos los aparatos hizo que lo destripara y a la hora de volverlo a montar le faltaban piezas, y encima decia que ese aparato venia mal de fábrica.


Nunca he sido una niña problemática, siempre he sido muy obediente con mis padres hasta que llegó la pubertad y adolescencia, ahí salió todo lo que llevaba dentro de mí.
Recuerdo cuando tenía 9 años mas o menos, que quería irme con mi tia de compras al Corte Ingles, pues claro ya empezaba a querer ver cositas, y mi madre me dijo que nanai, que me quedaba en casa porque no me habia portado bien por la mañana.

Debo decir que lo que pasó por la mañana no es apto de mencionar...pero solo deciros que tenian razon.
Fué tal la rabia que me dió de que no me dejaban ír de compras...que cuando mi tia iba bajando por las escaleras, le tiré una jarra de agua desde arriba por no llevarme. jajajaja.
No se de que les extrañaba a mis padres si había tenido unos buenos profesores.

Mi tia subió para arriba que hasta se le veia el humo salir por su cabeza, yo salí corriendo para casa y cerré la puerta jajajaja, recuerdo que mi madre no sabia que habia pasado y todo su afan de querer abrir la puerta y yo diciendole no abras mamá, salí corriendo al ultimo rincon de la casa y allí debajo de la cama de mis padres me metí, cuando llegó ella tirando por un lado y mi madre por el otro y no podian sacarme, yo me agarraba con uñas y dientes al suelo, me parto de recordarlo.

Lo peor fué cuando por fin tuve que salir de allí, y no solo eso sino que mi madre decía veras cuando venga tu padre.
Hay Dios mio eso si que era chungo, y no porque mi padre me pegara, porque nunca jamás me pegó, pero solo eso de estar esperando a que llegara para ver que me hacía era el peor castigo.
Así que cuando llegaba, en vez de esconderme, le decia, aquí estoy dame lo que tengas que darme y ya está, claro mi padre como no sabia de que íba nada, me daba el beso de llegada, pero claro cuando mi madre le contaba lo sucedido, me regañaba, y al rato me tenia en sus brazos llenandole de besos.Ainsss que recuerdos.

Mi madre en cambio era la que nos ponía firme a los 4, esto antes de que llegara mi hermana claro, despues ya eramos mas mayores todos, y solo tenian que batallar conmigo y mis rebeldías , pero eso ya lo contaré otro dia.

He pensado que sería bueno que me fuerais conociendo un poquillo después de unos meses por estos lares. Aunque de esta manera puede que se os derrumben las ideas preconcebidas que teníais de mí.

Chao, que paseis un buen dia.

6 comentarios:

El chache dijo...

Da gusto acordarse de cosas de la infancia.
A mi me encanta.
Un saludete

moderato_Dos_josef dijo...

Me gustan esta clase de post, son como relatos íntimos, claro que es lo que son. Gracias Yaiza, un gran post.

ainhoa dijo...

Yo tambien tengo varios recuerdos de mi infancia en mi blog, gracias por compartirlo amiga y no pienses en las ideas preconcebidas que puedan tener de ti, es tu blog y tu vida y cuentas lo que quieres y lo que sientes...y a mi me encantas...gracias.
Un fuerte abrazo.

beker dijo...

A mi me encantan las autobiografías, por eso te he leido con detenimiento... así, de sopetón !!! saludos

Arwen dijo...

jajajaj me he reido un monton con vosotras hoy...vengo del blog de Ana con sus golpes y caidas y ahora me encuentro con tus pillerias...genial me habeis alegrado la noche, gracias Yaiza, besitosssss TQM

ana dijo...

Que me muero contigo niñaaaaa.

Nosotros eramos cuatro: tres chicos y yo. Y a mi sí que me llamaban mimada, y siempre había complot contra mi ja ja ja ja ja ja jaj a.

Me reí contigo. Peligrosa tú con el agua ¿no?.

Un besito. He tenido un buen despertar.

REGISTRO DE LA PROPIEDAD

Las obras que aquí se exponen, están registradas en el REGISTRO DE LA PROPIEDAD INTELECTUAL de Madrid. Con el nº de asiento registral 16/2009/7813. M-010012/2009

DE DONDE VIENES?